ads_post_top

La dura vida de Cervantes antes de El Quijote

vida de Cervantes

Miguel de Cervantes fue un muy conocido novelista español por el éxito de sus obras literarias. De hecho su novela más sobresaliente y famosa fue Don Quijote de la Mancha, considerada de las mejores obras literarias del mundo. Pero muy pocas  personas conocen la vida de Cervantes antes de escribir esta novela, ni los procesos que llevó a cabo en su vida para convertirse en una gran referencia mundial.

Cervantes nació en Alcalá. Sus padres fueron Rodrigo de Cervantes y Leonor de Cortinas. Se dice que sus estudios empezaron en un colegio jesuita. Desde muy pequeño Cervantes afrontó una dura vida, cuando a su padre Don Rodrigo lo metieron preso por deberle dinero a numerosos acreedores. Debido a este suceso decían partir de un lugar a otro para así obtener una mejor situación económica.

De hecho no se tiene registro que compruebe que este novelista asistiera a una universidad. Pero hay muchos que lo asumen debido a que sus tan famosas obras dejan entrever algún tipo de influencia académica.

Cervantes, un soldado y esclavo

Antes de escribir su obra más famosa, se sabe que Cervantes pudo ser arrestado en Madrid por herir a Antonio Sigura, un maestro de obra en ese entonces. De hecho fue condenado por rebeldía. Es por ello que Cervantes decide irse a Roma unos meses, alistándose como soldado de Lepanto, hecho que actualmente muy pocos saben. Este dramaturgo español asistió a la guerra bajo las órdenes de Diego Urbina. Durante el combate fue gravemente herido en el pecho y en su mano izquierda la perdió. Lo cierto es que los españoles ganaron la guerra de Lepanto, hecho que marcó profundamente la vida de Cervantes. Siendo esta experiencia una de sus motivaciones más tarde, al escribir El Quijote.

Tiempo después Cervantes decide entrar nuevamente en combate. Al tiempo consigue cartas de recomendación y decide regresar nuevamente a España en busca de distinciones por su servicio.

Durante su embarcación hacia España, Cervantes y su hermano caen como prisioneros de una flota. Dejándolos en cautiverio 5 años. Y con varios intentos de fuga fallidos, Cervantes sale libre tras los esfuerzos de su madre. Y decide regresar a su patria.

Lo cierto es que muchas de sus  experiencias a lo largo de su vida fueron una gran fuente de inspiración en sus obras. Y así se convirtió en uno de los personajes más influyentes de la literatura.

ads_post_pretag

Deja un Comentario